Páginas vistas en total

lunes, 19 de marzo de 2012

Carrera Popular Alcalá de Henares 2012


Foto: Susana Domínguez

Ya es 18 de Marzo y la primavera llama a las puertas. Así es el Domingo que nos ocupa, primaveral y nos presentamos en la Plaza de Cervantes de Alcalá de Henares cuando todavía están llegando corredores en la prueba de media maratón que previamente se está disputando; justo antes de que empiece la que nos ocupa: La Popular de Alcalá. Mucha presencia de miembr@s de La Grupeta tanto en la Media como en la Popular. 
En la Media: Mano que llega corriendo desde el trabajo, se pone de corto se "casca" 1h16'13" rebajando 40" su mejor marca, Miguel e Isra que hacen 1h 30' y te lo cuentan como si hubiesen dado un paseo dominguero, lástima Barril que prueba pero no puede terminar la carrera con las dichosas lesiones. 
En la Popular contamos con mas participantes en número: La Gacela (5% plus hoy), Pili, Txino, Patri, Isra, Mano, Inma, Aaron, Raquel y yo mismo. Mención especial para los debutantes Raquel y Aaron que han estado enormes, vaya cara de felicidad que tenían los dos... un poema. Aaron hace que Isra vaya babeando por la ciudad complutense y no es para menos, el chico disfruta y apunta a dar "collejas" a su papi por los caminos en breve.
Yo, por mi parte, he venido a resarcirme un poco del día de Laredo. Creo que he aprendido la lección y he sido mas realista con mis posibilidades en estos momentos, me he planificado mentalmente mejor la carrera y he corrido al máximo dentro de mis posibilidades con los entrenamientos que estoy acumulando. La salida la hago como siempre, muy rápido el primer kilómetro hasta que encuentro un ritmo acorde para cubrir los 5 km. Así llego al tercer kilómetro marcando unos ritmos de 4'/4'10" que es lo que tocaba y así abordar el último kilómetro un poco mas rápido y detener el crono en 20'13". No es un tiempo para tirar cohetes pero estoy contento ya que seguimos progresando en la recuperación sin dar pasos atrás. No queda nada mas que continuar. Mi siguiente objetivo es poder hacer rodajes de 40 minutos sin resentirme y poco a poco ir recuperándome para afrontar carreras de 10 km con garantías.

martes, 13 de marzo de 2012

EL CUERPO SE QUEJA

Foto: Susana Domínguez

Hubo un momento en el mes de Diciembre de 2011 en que aparecieron los dolores. El cuerpo, coincidiendo con el aumento de kilometraje en los entrenamientos, empezó a quejarse porque no estaba acostumbrado a semejante paliza después de cuarenta años de comodidad casi sedentaria. Así que ahora estoy acostumbrándolo a estos tutes. Empezamos con dolores inguinales en el abductor, que con menos carga de trabajo pudimos eliminar, seguimos con los gemelos que con unos buenos estiramientos logramos domar y pude competir al nivel que había llegado aunque sin superar anteriores marcas. Entonces vino un parón de una semana dictado por el plan de entrenamiento para recuperar un poco y curiosamente al reincorporarme a la rutina de trabajo aparece el síndrome de la cintilla ilitiobial y este si que es un hueso duro de roer. Van ya casi dos meses con la esta dolencia que me impide entrenar con normalidad, tuve que incluso parar una semana y  se me ha cortado por completo la evolución física que estaba logrando en los entrenamientos y he visto en mi última competición cómo no podía mantener los ritmos de carrera a los que estaba acostumbrado con la consiguiente frustración. Es también un proceso de aprendizaje esta situación para mí , me está tocando aprender muchas cosas de mi cuerpo y de la dichosa cintilla. Todo ello con la inestimable ayuda de "La Gacela" que me está guiando por un camino que él ya ha recorrido previamente. Ahora éste es mi objetivo principal, conseguir superar el síndrome de la cintilla sin parar de correr del todo y poder patear los caminos a gusto en primavera. Es difícil pero factible debido a la mejora experimentada en las dos últimas semanas, ahora tengo mucha ilusión por ir entrando en un plan de entrenamiento y lograr ponerme a punto, pero soy consciente que aún queda camino por recorrer; hay que ser cauteloso y no podemos lanzarnos ya que la recaída o paso atrás amenaza cada vez que poso la zapatilla sobre el asfalto.